• Mi blog...

    sábado, septiembre 15, 2018

    La redes sociales y la búsqueda de empleo

    Según un estudio realizado por las firmas asesoras ADECCO e INFOEMPLEO, el 57% de los reclutadores de empresas importantes están usando las redes sociales para demandar talentos para sus organizaciones (ofrecer empleos); y el 82% de los analistas laborales revisan la actividad en las redes sociales de los aspirantes a los cargos. Según el estudio, la tendencia es a la intensificación de este tipo de práctica. En los últimos 3 años, este fenómeno se ha incrementado en un 66%, respecto a la primera década del siglo XXI.


    Por otro lado, el 70% de los aspirantes a algún empleo, afirma que ha usado las redes sociales como medio de búsqueda de oportunidades laborales, según el estudio.

    Lo anterior define la tendencia de que este medio se transforme progresivamente en una de las formas más importantes para acceder a algún puesto de trabajo. En ese sentido, 67% de los analistas y reclutadores afirman que las redes sociales permiten encontrar a los candidatos idóneos para ocupar los cargos y el 25% cree que el reclutamiento a través de las redes va a sustituir  a las demás formas de selección de personal.

    Por tanto, si ustedes están en búsqueda de un empleo deben saber de que sus perfiles de redes sociales pudieran ser revisados y tomados en cuenta para elegirlos como empleados(as).

    Entonces, en este caso, ¿Qué deben tener en cuenta?

    - El 17% de los analistas revisan los perfiles apenas se entrega la solicitud de empleo, 30% antes de que se realice la primera entrevista, 20% después de la entrevista; por lo tanto la preparación del perfil debe ser un asunto a considerar desde el primer momento.

    - En estos casos el 42% de los analistas usan Linkedln, 20% Facebook y 16% Twitter. Sin embargo, Facebook y Twitter son la redes más usadas por las personas comunes. Es importante abrir una cuenta en Linkedln si quiere aumentar la probabilidad de ser contratado.

    - Es importante que la información de los perfiles esté actualizada y sea veraz, sobre todo que permita localizarlos con precisión y a tiempo.

    - Mantengan una imagen personal para sus perfiles, usen como avatar una foto de sus caras o algo que sugiera que no se esconden. El uso de otras imágenes como avatar (un cantante famoso, una marca comercial o un personaje de comic) no es muy favorable a los fines de ser seleccionados.

    - Si van a reseñar una de sus redes sociales como referencia laboral, no la utilicen para quejarse mucho. Si quieren que los contraten, esa no es una actitud apropiada; sean precavidos (y en caso de que vocacionalmente quieran tocar “asuntos delicados”, políticos o familiares, usen otro perfil y no lo incluyan en la solicitud de empleo).

    - Equilibren en sus “entradas” la cantidad que “copias” ("compartir" o "retuiteos") y los contenidos que ustedes mismos crean. Esto último deben favorecerlo porque es un indicador de imaginación y creatividad que puede ser un punto contado a favor en el proceso de selección.

    - El contenido multimedia (fotos, videos, audios) debe ser pulcro. Recuerden que están “promocionándose”. Si bien en la red que uses como referencia laboral ustedes puede declarar por escrito sus niveles académicos, habilidades o cualquier otra cualidad que posean, una imagen puede destruir ese mensaje en apenas segundos. El poder de de la multimedia es innegable.

    - Incluyan referencias laborales y personales a detalle (dirección, canales de comunicación digital), de manera que cualquier “reclutador” pueda verificarlas sin complicaciones. Las referencias que no pueden verificarse restan mucho más que la falta de estas.

    - No mientan, sobre todo en cuanto a la experiencia. Algunas personas incluyen muchos “trabajos anteriores” falsos, asumiendo equivocadamente que eso puede ser interpretado como “experiencia profesional”, sin embargo también puede significar que son laboralmente inestables.

    - Finalmente, una regla de oro: Dejen que la red transmita sus curricula y sin ser exagerados, pero tampoco sean mezquinos con la descripción de sus habilidades. No exageren demasiado con sus conocimientos. La exageración puede ser entendida como un intento de resaltar deficiencias. Recuerden que la mayoría de los cargos requieren especialización, es decir, suele ser preferible una persona que sepa mucho de una cosa que una persona que sepa un poco de todo (claro que aplican excepciones).

    Un consejo final, cuando estén gestionando sus perfiles laborales, traten de “pensar” como un analista “neutro” encargado de evaluarlos, imaginen racionalmente cuales serían sus criterios y las características que el consideraría… pero eviten, en ese ejercicio, adaptar esas características a sus cualidades particulares y sus gustos (intenten despojarse de su subjetividad y pensar como si fuera un sujeto-otro muy estricto, por cierto).

    Por último, atrévanse a preparar sus perfiles en las redes sociales para que los ayuden en la meta de conseguir un buen empleo. En esta época, ya es común escuchar "¿Cómo quieres encontrar empleo si ni siquiera estas en la redes sociales?".

    No hay comentarios.:

    Publicar un comentario


    Lo + de la semana

    Lo + del mes

    Lo + del año